Volver arriba

I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Heimdall R. Fitzgerald el Lun Ene 09, 2017 1:04 pm

Recuerdo del primer mensaje :


25 de Diciembre

La paciencia nunca fue virtud del irlandés. Su contención de la palabra tenía un cupo limitado, la víspera de navidad cierta persona extralimitó su minúscula paciencia, rebalsando toda capacidad de espera. Heimdall esperó hasta el último instante, visitó la avenida mágica y presenció las luces prendidas en un abeto gigante, titilando frente a cientos de transeúntes mientras el ambiente se aderezaba con música en directo. Compró tres regalos, para sus amistades y familiar ausentes, entonces decidió volver a casa y hacer gala de su impaciencia. Ni intentó preparar una cena navideña, pues sospechaba que el resultado sería una cocina carbonizada, esperó la aparición de su hermano mayor en el sofá, respondiendo una misiva con motivos de postal navideña enviada por una amiga. La respuesta quedó a medio hacer, un par de trazos incoherentes en un pergamino viejo y arrugado. Transcurrieron las horas, llevándose consigo la escasa paciencia de Heimdall, sustituyéndola por rabia y decepción. El sentimiento negativo aumentaba cada vez que su estómago rugía de hambre, cada vez que observaba el hueco junto a la chimenea donde solían colocar el árbol de navidad, que brillaba por su ausencia.

No tardó en resignarse, aunque desde su criterio transcurrió una eternidad. No pasaría completamente solo la festividad, aunque pronto se aseguraría de traer devuelta a su hermano mayor, obligándole a tomarse unas merecidas vacaciones. Whispering Avenue no lucía tan espectacular como anteriormente, aunque la temática navideña seguía estando presente en cada plaza y cada comercio, la cantidad de gente menguó considerablemente a medida que la noche caía y oscurecía recovecos que las luces intermitentes no alcanzaban a iluminar. Paseó con las manos en los bolsillos en busca de un lugar de ocio, durante el camino contó un total de trece guirnaldas, siete árboles, cuatro muñecos de nieve, nueve arcos de muérdago y cinco estrellas fugaces.

Una edificación destacó a ojos de Heimdall, pues se alzaba elegantemente como un tsunami tras una oleada de modestos comercios. Evidentemente no era la primera vez que el irlandés reparaba en el palacio, que derrochaba lujo y llamaría la atención de todo primerizo visitante de la avenida comercial. Heimdall nunca había entrado en un casino, pero parecía ser el único lugar donde encontraría diversión a altas horas de la noche. Rebuscó en el bolsillo del abrigo en busca de monedas, palpó el metal y se encaminó directamente hacia la entrada del edificio. Su hermano le dejó bastante dinero antes de viajar a América, de momento su amago de venganza sería malgastar sus ahorros en estúpidos juegos de azar y bebidas alcohólicas. El interior del casino brillaba todavía más que la avenida, reparó con cierta desconfianza en la zona de apuestas y optó por dirigirse en primer lugar hacia la barra para tomar un cóctel.—Feliz navidad.—Correspondió el saludo del camarero, aunque su expresión huraña apuntaba a lo contrario.—Un whisky de fuego.—Ordenó, recostando el codo sobre la barra de mármol y reparando en el extraño ambiente que reinaba en la estancia.



Este lujoso palacio cuenta con hotel, una sala de juegos de apuesta, tragamonedas, funciones de Duelo en vivo. Zona VIP con geishas como compañía, y salas privadas. Grandes salones, salas con temáticas propias y de conferencias para sus reuniones de negocios.
avatar
Mensajes : 791
Académicos

Liberales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Heimdall R. Fitzgerald el Vie Mar 17, 2017 3:21 pm

Entre las múltiples situaciones que los jóvenes vivieron juntos, podría contarse la actual como la primera vez que reían tanto. En pasadas ocasiones, Caroline y Heimdall coqueteaban, intentaban hacerse enojar mutuamente o, como máximo, conseguían sacarse sutiles sonrisas. Pero nunca reían juntos, nunca tanto como hasta el momento en que la bebida cayó sobre su organismo con la velocidad de un rayo, seguido por sus carcajadas tronando al unísono, llamando la atención de los allí presentes. En realidad, transcurrió bastante tiempo desde la última vez que el huérfano se permitió reír hasta sentir dolor en estómago y mandíbula, que pedían un merecido descanso. Debería considerarse triste que el divertido momento fuera inducido por una alta dosis de alcohol, sin embargo a Heimdall le bastaba con divertirse, sin importar los medios.

Resultaba irónico, Heimdall escupiría en la cara de cualquier vidente que hubiera vaticinado la presente navidad, se reiría de cualquiera que vislumbrara en su bola de cristal o en los posos de té que, en una fecha tan señalada, el huérfano pasaría la noche junto a la persona más insospechada. Quería a tres personas, y ninguna le acompañaba, debería considerarlo una señal para comenzar a prestar más atención a la muchacha que exterminó su amargura y soledad, cuya cabeza se asemejaba más que nunca a una cerilla prendida hasta consumirse.

Ebriedad y saltar nunca debería ir junto en la misma frase, pero así fue. El traspiés precipitó el cuerpo de Heimdall sobre el de Caroline, cuyo equilibrio estuvo cerca de extraviarse por el impulso. Lejos de maldecir su torpeza, la mente joven y libidinosa del irlandés agradeció internamente el tropezón, agarrándose a las piernas ajenas inclusive más de lo adecuado. Un caballero jamás se aprovecharía, pero entre todos los hombres presentes en el casino, no conseguirían juntar ni medio caballero. Las monedas ofrecidas por Heimdall tintinearon esperando una respuesta que no tardó en ofrecer la pelirroja.—Está claro que quieres matarnos, pero no me importa.—Bisbiseó Heimdall justo detrás de ella, mientras se entretenía en comprar botellas con un altísimo contenido de alcohol. No permitió a la sorpresa atravesar sus ojos cuando escuchó como Caroline reclamaba también una sala VIP, aunque su imaginación voló tanto o más que durante su anterior encuentro en las alturas.—No soy bueno jugando al póker, aunque sí quitándome la ropa.—Dejó caer, contemplando con mirada entornada el juego de llaves entregado. Aún notaba corrientes eléctricas en las yemas de los dedos y en los labios, una sensación que comenzó a disfrutar.

El huérfano tomó la botella ofrecida, dedicando a su compañía una expresión de absoluta incredulidad.—¿En serio me lo preguntas?— Sus espesas cejas castañas se coordinaron al alzarse.—Claramente elijo la sala VIP, hasta te llevaría en brazos de no estar seguro que terminaríamos en el suelo, en un charco de cristal y absenta.—Su sinceridad, que ya de por sí solía ser abismal, ahora incrementada por el alcohol que recorría sus venas.

Sin esperar una confirmación, entre tambaleos que parecían mezcla de una extraña danza y de principios de desmayo, se dirigió directamente hacia los pasillos que albergaban las salas privadas, lugar concurrido por los clientes que buscaban intimidad desesperadamente.
avatar
Mensajes : 791
Académicos

Liberales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Caroline Komorowski el Dom Abr 02, 2017 9:57 pm

Sus labios sonrojados se curvaron en una perfecta sonrisa coqueta en cuanto escucho la pronta respuesta de Heimdall a la proposición que hizo mientras hablaba con quien le tendió las botellas. Se volteó con suma lentitud mientras le observaba con interés y cierto deseo que sabia no podía negar que mantenía por él desde aquel encuentro en la torre, o quizás desde mucho antes, pero ¿a quien le importaban aquellos mínimos detalles? Se encogió de hombros mientras le observaba divertida- Podemos simplemente pasar a la parte de desvestirnos -Murmuró en tono bromista sin darle mayor importancia antes de aproximársele y tomarlo del brazo luego de ofrecerle la botella.

-Por supuesto -Sonrió complacida ante la pregunta incrédula del muchacho- Prefiero escucharlo y saber que es lo que realmente quieres -Respondió de manera inquisitiva, aumentando su sonrisa mientras mordía sutilmente su propio labio inferior, aferrándose al brazo del muchacho puesto el mundo seguía girando y no quería dejar caer la botella que llevaba en su mano contraria. Una carcajada divertida brotó de sus labios mientras negaba divertida- Siempre tan romántico. Y aceptaría de no ser que pondríamos en peligro estas hermosas botellas…porque -Se aproximo a la altura de su oido antes de liberar un tenue suspiro y susurrar- no me importaría terminar en el suelo contigo…

Sonrió, riendo divertida ante sus propios vocablos y el mar de agradables ideas que se alojaron en su mente al plantearse aquel escenario en compañía del ex Gryffindor, sobretodo porque tenia un sin numero de ideas posibles para divertirse en aquella habitación. Sin más soltó su brazo y predispuso una sonrisa coqueta mientras enarcaba una de sus cejas, tomándole de la mano y comenzar a tirar sutilmente de él, puesto el joven comenzó a caminar por su propia voluntad, dirigiéndolo hacia donde se indicaba estaban los salones vip y donde habían visto que un sujeto se marchaba con anterioridad en compañía femenina. Continuó el camino calmadamente, deteniéndose de vez en cuando porque el mundo decidir acelerar la rapidez con la que giraba, o porque algo le causaba tanta gracia que solo podía permitirse el reír y buscar apoyo en alguna pared cercana o en su acompañante que no le otorgaba mucha estabilidad.

-Creo que estoy perdida…-Susurro al cabo de unos minutos deteniéndose en un pasillo mientras observaba las indicaciones sin comprenderlas, casi como si estuvieran en otro idioma. Sacudió su cabeza como si aquello pudiera ayudar, aunque en un principio solo volvió peor la situación- Esto es difícil… -Entrecerró sus ojos, aproximándose al cartel hasta que de reojo capto un numero en una puerta cercana, observo el numero de las llaves y sonrío- Hemos llegado… -Informo sin más, aproximándose al lugar y abriendo con rapidez la puerta, inmiscuyéndose dentro de la habitación- Por las barbas eléctricas de Merlin… -Se detuvo luego de poner un pie en el interior, observando maravillada la extensión y organización del lugar, había un bar en una esquina, un balcón impresionante con una hermosa vista de la avenida y una piscina de tamaño perfecto, unos grandes sillones predispuestos alrededor de una hermosa mesa de centro, un comedor, cocina, y una perfecta cama al fondo de la habitación- Creo que me agrada… -Sonrió, dejándose caer en uno de los sillones, apoyando la botella en la mesa de centro- ¿Que opinas, gatito? ¿Empezamos por el intento de poker o pasamos a la piscina? o ¿Tal vez tienes hambre? -Se reacomodo en el sillón, sonriente al tiempo que un mazo de cartas se materializaba en la mesa junto a dos copas.

Si creía que su noche de navidad se había arruinado, se había equivocado estrepitosamente. Era obvio que aquello no estaba en sus planes, pero tampoco podía negar que la situación actual no fuera de su agrado, es decir, tenia alcohol, buena compañía ¿Acaso aquellos no eran los ingredientes necesarios para una velada inolvidable?
avatar
If your going to do something, do it right.
Mensajes : 464
Hogwarts

Neutrales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Heimdall R. Fitzgerald el Dom Abr 09, 2017 12:42 pm

El huérfano beodo a penas ni podía mantenerse en pie, mucho menos disimular la tentación que recorría su rostro ante cada insinuación de la pelirroja, barajar la posibilidad de un encuentro salvaje traía a su mirar un brillo adolescente y esperanzador.  Le importaba entre poco y nada que el camarero estuviera presenciando el tosco cortejo que fluía entre ambos, seguramente estuviera acostumbrado a presenciar peores escándalos. Entornó los ojos, pensando en dejarse de sutilezas para obedecer a la vocecilla que le aconsejaba lanzarse como un lobo hambriento sobre su presa. Por fortuna Heimdall no solía obedecer a la voz de su conciencia, en aquel momento tan borracha como él.

Se dirigieron en dirección a la zona VIP, donde se encontraba la sala que compartirían. Quizás estando sobrio el camino le hubiera resultado más corto, pero en su estado actual le pareció tan extenso como un laberinto de pasadizos aterciopelados. El irlandés se precipitó en diversas ocasiones, arriesgándose a caer de bruces contra el suelo de no haber sido por las paredes que servían de sujeción en los momentos críticos. La melena pelirroja de Caroline actuaba como lazarillo, Heimdall seguía la borrosa mancha anaranjada sin dudar que terminaría por guiarle a su destino.—¡Genial!—Exclamó cuando Caroline anunció su llegada, alzando ambos brazos en señal de victoria y casi cayéndose en el proceso. Tras recuperar el equilibrio, se colocó tras su compañía para observar los servicios que ofrecía la sala VIP, prácticamente un paraíso para cualquier pareja de jóvenes que buscara pasar unas buenas navidades.

Es una puta pasada.—Coincidió Heimdall, acostumbrado a lujos más humildes. Avanzó tambaleándose sin dejar de observar la habitación, cada vez encontraba un nuevo exceso que llamaba su atención.—Podemos empezar yendo a la cama.—Sugirió, avanzando para tomar asiento junto a la pelirroja.—Las cartas te las puedes quedar, no necesito una excusa para quitarme la ropa.—Con una torpeza que despeinó aun más su cabello rubio, consiguió sacarse la camiseta y lanzó la prenda sin consideración alguna. Cogió la botella para beber un largo trago antes de levantarse para desabrocharse el pantalón y bajárselo hasta los tobillos.—Mierda, tendría que haberme quitado primero los zapatos.—Razonó demasiado tarde. El intento de sacarse los zapatos para terminar de desnudarse conllevó mucho esfuerzo para Heimdall, que estuvo a punto de caerse de culo en más de dos ocasiones.

Una vez quedó en ropa interior, su dedo índice señaló a Caroline en ademán acusador.—¿A qué esperas?—Preguntó.—Tonto el último.— Ladeó una sonrisa entre traviesa y coqueta antes de salir corriendo a toda velocidad. Saltó en la piscina, el agua salpicó los alrededores y tembló hasta pasados unos segundos después del salto, entonces se calmó y engulló por completo a Heimdall.
avatar
Mensajes : 791
Académicos

Liberales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Caroline Komorowski el Miér Mayo 17, 2017 12:41 pm

- Creí que necesitarías un empujón de ayuda, gatito -Con el mundo aun dándole vueltas el quedarse quieta no había sido una decisión muy inteligente, ya que parecía que el movimiento simplemente decidía aumentar desestabilizándola aun cuando no podía caerse al estar recostada, parpadeo un par de veces cometiendo el estúpido error de sacudir su cabeza, ante el iluso pensamiento de que así podría alejar aquella sensación y dejar de estar mareada, lo que simplemente aumento cuando volvió a abrir sus ojos, observando a dos o tres Heimdall sentarse a su lado, lo que realmente agradecía en cuanto este removió su camiseta, puesto en vez de ver unos excelentes abdominales podía observarlos tres veces. Ladeo su cabeza, permitiéndose disfrutar la vista sin preocuparse por la torpeza y absoluta carencia de sensualidad con la que el joven realmente se había liberado de su primera prenda, detalles sin mayor importancia.

Caroline se reacomodo, sentándose en silencio mientras le observaba levantarse, pero sin poder contener la sonora carcajada que produjo su voz al ver como el ex Gryffindor tenía más de un problema al momento de quitarse los pantalones, ni siquiera llego a ver si realmente caía o no, solo reía divertida con una mano a la altura de su estómago sin poder detenerse mientras escuchaba la intensa lucha que su compañero estaba manteniendo contra sus propios pantalones y zapatos. Solo dejo de reír cuando escucho que le hablaba, a lo que aun sonriente se volteó hacia él- Disfrutaba del espectáculo -Se encogió de hombros, sonriendo divertida mientras le seguía con la mirada, denotando como para su apreciación Heimdall prácticamente corría en zigzag hacia la piscina- ¡Diez puntos! -Saltó del sillón, maldiciendo por lo bajo en cuanto el mundo reactivo la velocidad con la que se movía a su alrededor haciéndola dudar de cuantas piscinas había realmente dentro del lugar. Se estiro con algo de pereza, aferrándose a un pilar continúo aguardando a que todo dejara de moverse un poco para luego quitarse la chaqueta negra, su gorro y comenzar a luchar con los molestos botones de su blusa roja, parpadeo confundida ante la torpeza de sus dedos por lo que con poca paciencia tomo su varita y rasgo la tela antes de lanzarla a quien sabe dónde.

Una vez logro desprenderse de todo excepto su ropa interior, hizo levitar las botellas y dejo su varita, mientras se encaminaba a paso lento hacia la piscina, luego de tropezar con uno de los zapatos de Heimdalla dudaba de llegar a salvo hacia el agua, mejor prevenir que curar, porque no se sentía capaz de volver a hacer algún hechizo exitoso con su varita. Sin decir nada, al llegar al borde de la piscina se lanzó de cabeza, hundiéndose y nadando mientras sentía como el frío desintegraba cualquier reserva de aire de sus pulmones. Abrió sus ojos y se permitió volver a la superficie únicamente cuando reconoció la silueta de Heimdall bajo el agua- Una interesante y pequeña vista -Bromeó, mojándole con su cabello, aunque era obvio que no había podido observar nada. Extendió una de sus manos hacia una de las botellas y bebió sin fijarse en cual era, por que el sorpresivo ataque del agua había amenazado con clarificar sus ideas, y eso era algo que quería evitar- Entonces… -Se apoyó en el borde, dejando la botella y volteándose hacia su acompañante con una sonrisa descarada, denotándose su respiración aun agitada ante la falta del aire y el sonrojo en sus mejillas por el estado de embriagues.

Su cuerpo una vez más fue más rápido que sus pensamientos, dándose impulso con uno de sus pies sobre la piscina se alejó con rapidez hacia el centro del agua, riendo, fingiendo que todo estaba bien, que su corazón no se estaba desbocando. Necesitaba respirar, y por sobre todo volver a besarle, pero antes debía hacer otra cosa- Dime, gatito, ¿Sigues siendo un cobarde o finalmente serás capaz de demostrar lo contrario? -Cuestionó jugando con su orgullo de león mientras se mantenía a flote y volvía a dar un largo trago de alcohol, el que le hizo creer firmemente que debía volver a aproximarse hacia él.
avatar
If your going to do something, do it right.
Mensajes : 464
Hogwarts

Neutrales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Heimdall R. Fitzgerald el Jue Mayo 18, 2017 4:37 pm

Tras saltar a la piscina, el león salió a la superficie diez segundos después, sacudiendo su cabello dorado y salpicando todo a su alrededor. La impulsividad del salto impidió que tomase precauciones antes de sumergirse, razón para emerger con los ojos enrojecidos por haber entrado en contacto con el agua. Seguramente debía achacar la sensación a un efecto secundario de la bebida de alto voltaje, pero Heimdall se sentía ligero como una pluma, cerró los párpados y su cuerpo abandonó toda resistencia, flotando liviano e indefenso como un nonato en líquido amniótico. Por un momento incluso olvidó dónde estaba y quién era, disfrutó el momento hasta que la incorporación de Caroline agitó su océano de tranquilidad, trayendo consigo un oleaje.

Nadó hasta Caroline, recibiendo a la pelirroja con una mirada imprecisa cuando emergió de las aguas, hermosa y fascinante como una sirena. Entre la belleza de su compañía y el embobamiento de la bebida le costó comprender la pulla, frunció el ceño tras atraparla tardíamente. En estado de sobriedad su delicado orgullo se hubiera visto seriamente herido, pero los hombres descuidaban fácilmente el orgullo mientras el alcohol corriera libremente por sus venas. Se limitó a sonreír, sin fingir una indignación que en ningún momento sintió.—Dale tiempo—respondió, sin bajar la mirada.—Crecerá—.Lo añadió sin tapujos, sin maquillar la verdad con filtros comúnmente usados, sin sutileza ni elegancia. Sería peligroso que hubiera escogido una compañía distinta, el alcohol aumentaba peligrosamente su sinceridad.

Cuando sus miradas se encontraron, saltaron chispas comparables a las que media hora antes danzaban en la mezcla alcohólica. La tensión que existía entre ambos era innegable, y ninguno parecía dispuesto a disimular un ápice la mutua atracción que sentían. En honor a la verdad, los ojos de Heimdall sufrieron más de un descenso, investigando su escote con intereses poco científicos e instintos primarios. Resultaba irónico que fuera incapaz de enfocar los objetos que abarrotaban la habitación pero que, sin embargo, demostrase una vista envidiable al detectar cada gota de agua que discurría sobre el pecho de Caroline, perdiéndose en lugares que desearía visitar. No esperaba el beso, no porque la situación no ameritase un encuentro semejante, sino porque estaba tan hipnotizado contemplando sus pechos que olvidó todo lo demás. Enseguida correspondió el encuentro entre sus labios con una fiereza que estropeó la perfección del beso pero que, a su vez, otorgó un tinte más entregado y pasional. Lució como lo que realmente era, no un beso de película en el que ambos protagonistas encajan como un rompecabezas, sino un encuentro desesperado y sin inhibiciones nacido desde sus instintos más animales.

El huérfano se entregó a la escena con tanta dedicación que incluso tardó unos segundos en descubrir su término. Aún seguía asimilando el roce de sus labios húmedos, el sabor a whisky caro, la suavidad de los muslos resbaladizos cuando sus manos entraron en contacto con ellos. Se sintió vacío y furioso cuando Caroline se apartó, como un niño incapaz de comprender porqué le requisan su juguete justo en la parte más emocionante. Su provocación implicó que apretara la mandíbula, furioso y excitado como bien podría comprobar de volver a sumergirse.—Eres tú la que se ha apartado, ¿no será que la cobarde eres tú y no sabes cómo echarte atrás?—.Le costó pronunciar la frase con la dignidad suficiente, puso todo su esfuerzo en vocalizar con claridad cada palabra mencionada. En esta ocasión, Heimdall acortó la distancia entre ambos.—Más te vale que termines lo que has empezado, Tontowski—amenazó, un comentario malintencionado y completamente fuera de lugar perfectamente capaz de herir sensibilidades.

La atrajo hacia sí sin esperar una respuesta o correspondencia, implicando en el nuevo beso la cólera que le provocó su repentino distanciamiento. Buscó su lengua, mordisqueó sus labios sin consideración y dirigió las manos hacia su espalda, acariciándola con la amplitud de las mismas. Enseguida comenzó su encarnizada lucha contra el cierre de su brasier, y el segundo ganó los primeros asaltos de la batalla. Vanamente, intentó desabrochar la prenda, pero la lujuria, la ebriedad y la inexperiencia unieron fuerzas para entorpecer sus movimientos.—Puta mierda—masculló por décima vez consecutiva.—Estoy muy borracho—exclamó para justificar su ineptitud. Un vitoreo escapó de sus labios cuando, tras muchos intentos, logró su objetivo. Acarició su espalda, ahora completamente desnuda, deseando librarse de la prenda para presenciar el tesoro que ocultaba.

Empezó siendo un leve sonido que terminó convirtiéndose en furiosos golpes. Alguien aporreaba la puerta.—No importa, ignóralo—ordenó Heimdall, no sin antes exclamar una extensa lista de improperios. Sus labios encontraron lugar en su cuello, trazando un sendero de besos provocativos. El siguiente golpe fue tan fuerte que su corazón dio un vuelco, por un momento temió que tiraran la puerta abajo.—¿Quién será?—preguntó en un susurro malhumorado, sujetando a Caroline con fuerza.
avatar
Mensajes : 791
Académicos

Liberales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Caroline Komorowski el Vie Jul 28, 2017 12:33 am

avatar
If your going to do something, do it right.
Mensajes : 464
Hogwarts

Neutrales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Heimdall R. Fitzgerald el Lun Ago 14, 2017 7:24 pm

avatar
Mensajes : 791
Académicos

Liberales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: I wish you a Merry Christmas [Caroline K.] FB

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:

No puedes responder a temas en este foro.