Volver arriba

Trystan J. Serkyn | ID.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Trystan J. Serkyn | ID.

Mensaje por Trystan J. Serkyn el Dom Jul 03, 2016 2:48 pm

Trystan J. Serkyn
Lugar de Nacimiento:
Noruega.
Fecha de Nacimiento:
17 de Diciembre - 19 años.
Estado de Sangre:
Pura.
Orientación Sexual:
Bisexual.
Casa/Ocupación:
Ex-Ravenclaw | Universitario.


Personalidad
De actitud serena, tranquila, abierta, Jakobe no es esa clase de persona con la que todo el mundo gusta de tratar por su especial interés en mantener la boca cerrada por tanto tiempo. Callado, mas no tímido, el moreno apela a su ingenio para aprender de todas y cada una de las personas que le rodean con el mero hecho de encontrar en ellos fuentes de aprendizaje que por otros medios le parecería imposible conocer.

Atento, otorga el beneficio de la duda a todos aquellos que tratan con él, pues comprende que es extraño que alguien prefiera escuchar durante horas a ser escuchado. Atareado en sus quehaceres, rebosa autoestima a la hora de realizar los procedimientos y todas las acciones en su día a día.

Compañero, impaciente si no consigue lo que quiere cuando más le interesa, afloja su nerviosismo dedicando a esforzarse en mantener sano tanto su mente como su cuerpo, pero no le gusta compartir con los demás retardos de su personalidad ni vivencias de su día a día a menos que coja la suficiente confianza contigo como para que así sea. Perdido, curioso como el que más, pueden darle las horas y las horas enfrascado en su mundo de pensamientos que desembocan en una mente tranquila y apetecible.

Sabe muy bien lo que quiere, se esfuerza por conseguirlo. Persuasivo, cuidado en el hablar y prudente ante sus acciones, maquilla sus palabras y da vida a sus cuerdas vocales con la sutileza necesaria para no tener que molestar a nadie, y si lo molesta... no le preocupa.


Historia
eufemismo.
del lat. euphemismus.
1.m. expresión más suave o decorosa
con que se sustituye otra considerada tabú,
de mal gusto, grosera o demasiado franca.


o demasiado franca...

El mundo puede llegar a ser muy injusto, pero no es algo que a simple vista parezca importar para algunas personas. El claro ejemplo llega de manos del señor Serkyn, el cuál desde bien entrada su adolescencia tenía bien claro cómo sería el hecho de cuidar y llevar consigo una enajenación ciertamente impropia de su familia. Decían las lenguas que no todo el mundo era capaz y consciente de sus propias limitaciones, y que por ello no todos optaban por ser algo en la vida. Pero, ¿a quién le importaba si formar una familia con unos valores tan al libre albedrío resultaba ser extremadamente... sencillo y agradable? Despreocupados, bienaventurados y con ese don por las cosas que llamaban la atención, la familia Serkyn surgió cuando la señora de la casa, Amalaiah, decidió poner punto y final a las suposiciones de todos y obviar el hecho de que sus propios padres quisieran hacer de ella "algo más que una mujer de bien". Austera, humilde y con ganas de comerse el mundo, o sus pensamientos, conoció a Jakobe, o el señor Serkyn para ustedes, y no tardaron en forjar una familia que creció de lado y ausente a cualquier contradicción que el mundo les propusiera.

¿Y entonces? ¿Eufemismo? Trystan desde bien pequeño, desde que nació, fue educado en un mundo en el que bien sabían sus padres que adornar las palabras en vez de llamarlas por su auténtico nombre te ahorraban más de un quebradero de cabeza. Prácticos, bien encauzados y con cierto toque de soberbia y autoestima por delante, el ambiente familiar consiguió hacer de Trystan un pequeño ajeno a su propio alrededor, desinteresado por la condición humana pero emocionado por todo aquello que, a diferencia de otras personas, atraía su atención. De sangre mágica por ambas partes, nunca tuvo el gusto de conocer a sus familiares más cercanos porque, a fin de cuentas, ¿quién se atrevía a compartir una mentalidad desinteresada y contrapuesta a unos ideales que parecían estar haciendo mella en la conciencia de muchas personas? Elegante, quizás, atento a la consecuencia de sus actos, siempre fue capaz de escuchar todo lo que le decían sin distraerse por un momento, lo que le convertiría posteriormente en alguien afable pero, en cierta medida, arisco a la vez.

De manera pudiente conseguían hacerse un hueco en la sociedad mágica. Trystan, como cualquier hijo de magos a su edad, denotó cierta sensibilidad por la magia cuando, en cierto ataque de autoridad, quiso llamar tanto la atención de sus padres que la propia casa parecía haberse sumido en un profundo seísmo que amenazaba con acabar con todos los muebles. Sin embargo no eran más que ilusiones, fruto del esfuerzo mental y de la soberbia que el pequeño manejaba cuando aprovechaba la ocasión para destacar. A su vez, conforme los años pasaban, el mero hecho de que el cuerpo de Trystan cambiaba a antojo en situaciones de nerviosismo, desesperación o estrés muy acusado, dieron que su familia llegara a la conclusión de que el pequeño había desarrollado dotes de metamorfomago como antaño sus bisabuelos mostraran.

Nunca fue de la clase de chicos que simpatizaba en el exterior, o que trataba de relacionarse con las personas que lo rodeaban. Noruega era un lugar frío, y si bien su espíritu mantenía despierta la llama de la curiosidad, ésta nunca se vió reflejada con la gente con la que compartía su día a día. No obstante, a la llegada de la carta que tomaría parte en su futuro, las cosas cambiaron. Relacionarse era algo obligatorio, algo a lo que debía verse expuesto o de lo contrario lo tratarían del bicho raro que mucha gente aún se piensa que es. Las cosas fueron muy fáciles cuando, de haberlo sabido antes, conoció a Sinclair. No entendía exactamente cuál era el encanto de la chiquilla, ni tampoco por qué con ella las cosas parecían ser muy diferentes. Pese a su decoro, pese a su manera de controlar las palabras que salían por su boca, con ella todo parecía distinto. ¿Eufemismo? ¿Qué es el eufemismo? Para ella no existían.

Encaprichado, atolondrado, hasta el día de hoy las cosas siguen su cauce de la misma manera. Estudia en la universidad una vez graduado del Colegio por la casa de Rowena Ravenclaw, disfruta el poco tiempo que tiene para si mismo, agudiza su ingenio para tratar de entender a Sinclair todos los días y convierte su aburrimiento en una forma de entretenerse. ¿Pero qué es, exactamente, lo que llama la atención del moreno en tiempos así? Por todos es sabido que el mundo mágico se revuelve, y que el no tan mágico pasa por una crisis un tanto precoz. Sin embargo, a él, no le gusta llamarlo guerra.

Conflicto bélico suena mejor.


Linea Familiar
Jakobe T. Serkyn | Padre, actualmente vive junto a su esposa en la querida Noruega. Apenas pasan tiempo con su hijo por lo que no es de extrañar que continuamente estén tratando de ponerse en contacto con él, cosa que desespera al moreno.

Eleanor W. Mertner | Madre, actualmente vive junto a su esposo en la querida Noruega. Va y viene de Noruega a Gran Bretaña con la excusa de hacer compras para la pequeña tienda de artículos de encantamientos que poseen en la ciudad natal, mas no es sino una excusa de ver a su hijo que trata de evadirlos siempre que puede.
Otros Datos
Ramas de la Magia en las que destaca:
→ Encantamientos, Transformaciones, Herbología.

Varita:
→ 26 centímetros. Núcleo de pelo de Veela. Madera de roble. Semiflexible.

Patronus:
→ Tigre blanco.

Boggart:
→ la oscuridad.

Otros Datos:
▬ Puede llevarse horas sin abrir la boca. Tanto es así que la gente que no lo conoce, cuando se enfrasca en una historieta o trata de contarle algo que les ha pasado, empiezan a sentirse a disgusto porque el chico parece no prestarles atención cuando, en el fondo, está atento a todas y cada una de sus palabras.

▬ Lo del eufemismo no es para nada a broma. Media y cuida en todo momento su vocabulario para evitar en la medida de lo posible ser el principal motivo de una mala mirada, gesto o habladuría. Camufla cualquier expresión que piense pueda herir los sentimientos de cualquiera que tenga delante por naturaleza. Lo toma como algo normal.

▬ Se obsesiona con facilidad, aprender no es algo que le disguste. El punto álgido de su aprendizaje es aquel en el que te das cuenta de que llevas mucho tiempo sin verlo dar una vuelta por los pasillos del colegio. Es claro síntoma de reclusión en su cuarto para, simplemente, saber más y más sobre un tema en específico que lo trae obseso.

▬ Le gusta chinchar, por mero pasatiempo, a Sinclair. No es algo que haga a propósito, que también, pero como con ella puede mostrarse completamente directo, aprovecha la ocasión.

▬ Es hijo único, por tanto sabe perfectamente lo que significa no tener disputas en casa por quién se queda la mejor habitación o quién recibe más regalos el día de Navidad. No es algo que le haya importado en lo más mínimo, aunque a veces echa en falta ese sentimiento fraternal que le disgusta.

avatar
mutism
Mensajes : 120
Académicos

Neutrales


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Trystan J. Serkyn | ID.

Mensaje por Thomas V. Armstrong el Dom Jul 03, 2016 11:09 pm

Ficha Aceptada

¡Has completado tu ficha, enhorabuena! Ya puedes completar tus registros para validar el rango de tu personaje. ¡Recuerda divertirte y rolear mucho!

avatar
Mensajes : 1288
Académicos

Conservadores


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:

No puedes responder a temas en este foro.